»
Inicio > Columnistas > Ulahy Beltrán | Inequidad y desnutrición

Ulahy Beltrán | Inequidad y desnutrición

Ulahy Beltrán López, colaborador.
Ulahy Beltrán López, colaborador.

Inequidad y desnutrición

Colombia es un país rico en recursos naturales. Eso nadie lo niega. Como tampoco puede negarse que por esa riqueza que posee este país, las fuentes de alimentación son abundantes. Así las cosas, nuestro país produce suficientes frutas, cereales, proteínas, lácteos y azúcares, que le podrían garantizar una buena alimentación y nutrición a quienes habitan el territorio nacional.

Pero así como en ese sentido podría ser  autosuficiente este país, también debe reconocerse que el acceso a productos básicos en algunos sitios de Colombia es deficiente por diversas limitantes y barreras que existen para que las personas puedan hacerse a ellos y así poder consumirlos. Esa es una de las verdades reveladas en días pasados por el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y el mismo Plan Nacional de Desarrollo 2014-2018, según los datos contenidos en la Hoja de Balance de Alimentos (HBA) 2010, instrumento que permite conocer indicadores significativos sobre el abastecimiento de los recursos alimentarios que produce y consume la población del país.

Algo que confirma de manera grave la existencia de las barreras de acceso a los recursos alimentarios es lo informado por Fernando De la Hoz, director del Instituto Nacional de Salud (INS), quien dijo que en lo corrido del año 2014 han muerto por desnutrición 240 niños menores de cinco años. En otras palabras, en este año, cada 33 horas ha muerto un niño de esta edad, o cada semana de este año, 5 niños han muerto por desnutrición, la mayoría de ellos en la Costa Atlántica y en la población indígena, siendo dos las formas de este tipo de muerte: la inanición aguda o privación completa de alimentos y  la desnutrición crónica.

Esta situación la confirma Ana María Ángel, directora de nutrición del Bienestar Familiar, quien ha dicho que aunque Colombia es un país autosuficiente en materia alimentaria, hay barreras de acceso, básicamente por la inequidad existente en la forma como se distribuye entre la población la producción alimentaria que genera este país, especialmente en zonas como La Guajira, la Costa Pacífica, el Vichada y Guainía, que son de difícil acceso y por lo tanto no se tiene llegada de manera fácil a la producción agrícola, lo que se comprueba con lo dicho por el director del INS.

Cristina Plazas Michelsen, directora del ICBF, ha mencionado que en otras regiones del país se requiere un gran esfuerzo para que no haya más personas afectadas por la desnutrición, y quien representa a la FAO para Colombia, Rafael Zavala del Campo, ha expresado que paradójicamente, aunque este es un país rico en alimentos, existen niveles de desnutrición en la población colombiana que no debieran darse.

Precisamente hace poco se informó que el ministro de Salud, Alejandro Gaviria, viajó a algunos municipios de Bolívar y La Guajira con el fin de implementar el programa de suministro de micronutrientes con el objetivo de reducir la anemia nutricional en la primera infancia, grupo poblacional al que se le pretende suministrar los micronutrientes mediante un polvo que se esparce en las comidas y que contiene hierro, vitaminas y minerales, para contrarrestar los niveles de anemia derivados de la desnutrición antes mencionada.

En síntesis, mientras siga en Colombia un inaceptable como la inequidad en la distribución de los recursos alimentarios que aquí se producen, y que conduce a desnutrición y muerte de niños, continuará la afectación negativa en la productividad, y el nivel académico y social de las personas. Y si a esa circunstancia se le agrega que en este país sigue vigente la fatídica mezcla mortal de pobreza y enfermedad, el presente de Colombia es incierto y aún mucho más su futuro.

Ulahy Beltrán López, ubeltran@hotmail.com, @ulahybelpez

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Top