»
Inicio > Memoria Viva... > Hombre que abrió caminos

Hombre que abrió caminos

Un momento para Manuel Zapata Olivella

 "Un hombre que abrió caminos"

Manuel Zapata Olivella (Lorica, Córdoba -antes Dpto. Bolívar- 1920 a 2004), médico, antropólogo, escritor y cincelador constante para  fomentar la identidad étnica en el hombre afrocaribecolombiano. “Ha incursionado en la cultura de los afrocolombianos por medio de ensayo, el teatro y la poesía, en varias  de sus novelas  ha  sabido rescatar  su historia  con profundidad y la dedicación que no lo ha hecho ningún otro narrador colombiano” (“Chambacú , la historia la escribes tú”. Lucía Ortiz, Ed.).

Manuel Zapata, durante su vida fue profesor invitado en varias universidades de Norteamérica  y varias veces delegado  a conferencias mundiales  de la UNESCO sobre políticas  culturales  y problemáticas sociales. Su vasta obra literaria  e intelectual  la conforman  novelas (Tierra Mojada, En Chimá nace un santo y Changó, el Gran Putas, entre otras); ensayos (Las claves mágicas de América,  Nuestra voz y El hombre colombiano, entre otros);  dramas (Caronte liberado y Las tres monedas de oro, entre otros);  cuentos (El galón sumergido y otros cuentos y ¿Quién dio el fusil a Oswald? entre otros) y libros de viajes. Tanto por su labor literaria  como por su indiscutible activismo  en las luchas por las reivindicaciones sociales, fue distinguido  y condecorado  en numerosas ocasiones  y por diversos países  y entidades. Se convirtió en uno de los más importante pensadores  latinoamericanos  en materia de etno-historia americana (Contraportada del libro de Manuel Zapata Olivella, “LA REBELIÓN DE LOS GENES” El mestizaje americano en la sociedad futura.).

Manuel Zapata, en su libro “Levántate Mulato”, trasciende la historia del hombre colombiano conformado en el sincretismo étnico que conforma al nuestro, porque en este valioso ensayo escruta lo étnico y da una explicación amplia al hombre del caribe colombiano.

Bien lo dice Otto Morales Benítez: “Por sus libros, comprendemos, cómo pasan los orígenes de África;  la confrontación  de lo colombiano  con lo africano; las batallas de Haití, de México, de los Estados Unidos. Esto lo gobierna un principio unificador. Sus textos, enumeran la importancia de lo negro en la integración cultural, social, étnica, como lo describe  este médico trotamundo  beligerante  por la liberación  que implica el mestizaje” (Levántate Mulato).

A Manuel Zapata Olivella, se le debe tener presente en  el desarrollo pedagógico del hombre colombiano, debe hacerse visible su imagen, como uno de los hombres participante en el desarrollo de una historia real, sin  tapujos  y con las  más sanas intenciones de fomentar pertenencia por lo propio.

A Manuel Zapata Olivella, se le debe erigir un monumento, en esta labor debemos comprometernos, todas aquellas personas conocedoras del poder axiológico del pensamiento de este hijo de Obtalá, ícono del hombre del Caribe colombiano. Estamos invitando a las Instituciones Educativas que hacen de la vida de este hombre una cátedra para la historia.

Juan V. Gutiérrez Magallanes, juanvgutierrezm@yahoo.es

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Top