»
Inicio > Talentos... > Una negra fuló

Una negra fuló

Me embebí leyendo biografías y la fascinante historia del bolero “Dos Gardenias” me llevó a considerar que probablemente la compositora de este tema tiene mucho parecido a la “NEGRITA FULÓ”, ese personaje  de la obra que el poeta y declamador Cubano Luis Carbonel trató en su soneto con ese título, que Cuba y América toda conocieron. Fuló en  nuestro Caribe es adjetivo que califica al  rabioso, …iracundo.  En Panamá  es aplicable al rubio y en Puerto Rico, al excremento de las aves, al que en  casi todas las islas  caribeñas  identifican como GUANO.

Isolina Carrillo, sobrada y excelente inspiradora de temas de copiosa aceptación en esta América tri-étnica, solía recibir de su señora madre la advertencia de que “una negra jamas pudiera ser feliz casándose con un blanco”. Nacida  en La Habana en el barrio “El Vedado”, su primera intención de “traga maluca” fue con un blanco: Alejandro García Caturla, músico y compositor, con quien se redujo a continuar una amistad, ejecutando incluso cuando ya era pianista, temas del amigo. Su vena de compositora apareció con dos boleros:  MIEDO DE TI  y  SOMBRA QUE BESA.

Isolina se sumerge intensamente en la música y concede enseñanzas a aspirantes en una institución de La  Habana. Ahí conoce a Álvaro Dalmar, el colombiano  que más tarde sería el inspirador del bambuco “BESAME MORENITA” que Nelson Pinedo inmortalizó  en grabación con la Sonora Matancera. Dalmar era alumno de la institución donde enseñaban Isolina y Adolfo Guzmán, otro gran compositor. Por cierto que Dalmar les  mostró a ellos un tema que estaba componiendo y mencionaba  Gardenias en su letra.  Dalmar pedía que lo ayudaran en su vocación artística.

Una alumna de Isolina quiso congraciarse con su profesora… Un día le regaló DOS GARDENIAS, que la pianista conservó en un recipiente especial encima de su piano… Hasta cuando comenzaron a marchitarse.  Ahí comenzó la inspiración  de Isolina a engendrar un tema.

El motivo que al parecer fue el específico para estimular su inspiración fue el desprecio que ella sintió que le hizo su alumno Álvaro Dalmar, por quien ya estaba apasionando un sentimiento,  al momento de presentarse sin ser invitada  a la fiesta  de cumpleaños que el colombiano había convocado en su apartamento. Isolina hundió el timbre y desde adentro el propio Álvaro se percató mirando por la mirilla y al ver que era la negra, apago las luces e impuso el silencio, dando la sensación de que ahí no había nadie. La “negra fuló” sintió una gran desdicha y optó por retirarse… era lo que le tocaba hacer en medio de una  gran decepción.

En su recinto hogareño, las dos gardenias marchitas y con su aroma ya desvanecido,  la invitaron a concluir el tema. Fue al piano y desfogó su pecho herido con la letra que acompañaba una hermosa melodía…

Pasó el tiempo y un día su ex alumno fue a verla para pedirle ayuda económica porque se encontraba sin trabajo y sin recursos. Entonces la maestra puso en sus manos un billete y le dijo: ¨toma, tengo para ti un bolero titulado  “DOS GARDENIAS”  que te va a perseguir por todo el mundo¨. Dos gardenias fue estrenado en la RHC Cadena Azul por el cantante Guillermo Arronte —que luego se casó con Isolina—, en el año 1945.

Dalmar tuvo entre sus experiencias, la de enrolarse en  las tropas organizadas por USA para intervenir en la  2ª guerra mundial… Como lo hicieron también Panchito Rizet, Daniel Santos y otros artistas jóvenes.

Efrain Humberto Peñate Rdriguez, eprrodr@hotmail.com

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Top