»
Inicio > Columnistas > Ulahy Beltrán | Restricción necesaria

Ulahy Beltrán | Restricción necesaria

Ulahy Beltrán López, colaborador.
Ulahy Beltrán López, colaborador.

Restricción necesaria

Los antibióticos fueron unos de los grandes avances científicos en la medicina del siglo XX. La posibilidad de poder contrarrestar con estos medicamentos las enfermedades infecciosas originadas por bacterias, definitivamente permitió mejorar la calidad de vida de las personas, evidenciándose en la disminución significativa de las cifras de morbilidad y mortalidad derivadas de este tipo de enfermedades.

Sin embargo, hoy en Colombia se da un uso indiscriminado de los antibióticos a partir de factores como la automedicación y la falta de controles efectivos en su comercialización, dispensación y entrega a quienes los compran en las farmacias, droguerías y hasta tiendas en el país, e incluso a través de los portales de Internet habilitados para ello.

En muchas ocasiones quien prescribe estos medicamentos no es médico, por lo que carece de la preparación idónea para hacer la formulación, ordenando su administración en dosis no correspondientes, y lo que es peor, para muchas enfermedades no requeridas. Los registros muestran que las infecciones respiratorias agudas, las infecciones urinarias y las enfermedades de la piel son las razones que más llevan a comprar antibióticos de forma indiscriminada.

Este uso no controlado de los antibióticos ha generado que muchos pacientes que han abusado del consumo de los mismos, cuando efectivamente requieran la administración de alguno de ellos ya no produzca el efecto pretendido, pues las bacterias se han hecho resistentes a estos medicamentos.Obviamente, este hecho ha llevado a que cuando la persona está hospitalizada, los antibióticos no cumplan su función en su organismo y los pacientes terminen muriendo, lo que constituye un problema de salud pública de no poca monta en Colombia.

De acuerdo con médicos epidemiólogos que han revisado este tema, la mortalidad intrahospitalaria de los pacientes aumentó un 14% en Colombia por uso de antibióticos sin formulación. Así las cosas, los antibióticos que debían ser parte del arsenal de herramientas exitosas de los médicos, hoy han perdido efectividad por las razones antes expuestas.

Es indudable que el problema de la resistencia bacteriana a los antibióticos por ese fácil acceso de las personas a dichos medicamentos se debe en parte a las tan comunes barreras de acceso a los servicios de salud, lo que lleva a que con base en automedicación se busquen soluciones rápidas –pero erradas– y sin control, en la farmacia más cercana.

Justamente la semana pasada, la Comisión Séptima del Senado aprobó en primer debate un proyecto de ley que pretende regular estrictamente la venta de antibióticos en Colombia, prohibiendo así el comercio de estos medicamentos sin fórmula médica. De acuerdo con el autor de la iniciativa, si bien en Colombia ya existe normatividad al respecto, es “laxa y suave” y además “no ha sido sancionatoria en la efectividad”, lo que ha llevado a la venta indiscriminada de los antibióticos hasta en las tiendas, lo que se ha traducido en las dificultades que antes se mencionaron.

El proyecto de ley, que plantea sanciones penales y pecuniarias para los establecimientos que incumplan dicha prohibición, pretende que tanto los administradores como los dependientes de las droguerías y farmacias solo podrán vender o entregar medicamentos bajo fórmula médica o control especial, previa presentación de la receta vigente y establece además que a través del Ministerio de Salud y Protección Social se deben implementar medidas efectivas entre los afiliados al sistema y entre la ciudadanía en general, a través de programas y campañas educativas de sensibilización, para concientizar a la población colombiana sobre el uso adecuado de los antibióticos y los riesgos de la automedicación.
Bienvenida, pues, esta restricción, que indiscutiblemente es necesaria

Ulahy Beltrán López, ubeltran@hotmail.com, @ulahybelpez

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Top